10.4.08

Reseñas: Bodycount

Bodycount, de Kevin Eastman y Simon Bisley (Norma Editorial, marzo de 2008). 112 páginas. Color. PVP: 12 euros.

En su afán por recuperar todas las obras de Simon Bisley, Norma acaba de publicar en un solo volumen la serie limitada que firmó en 1996 junto a Kevin Eastman para la editorial Mirage. Como vemos en los bocetos azules incluidos en la galería de pin-ups –de diez páginas, nada menos—, la labor de planificación del guionista ha resultado fundamental, pues no sólo otorga más fluidez al relato, sino que además le aporta un tono cinematográfico muy logrado.

La tortuga ninja Raphael y Casey Jones se topan con Midnight, una chica en apuros perseguida por un despiadado mercenario llamado Johnny. Pero detrás suya también están la mafia de Hong Kong, algunos hombres corruptos del gobierno y distintas facciones de un mismo bando. En esta huida desesperada serán ayudados por personajes como Courtney o Martin, anfitrión del Santuario.

Bodycount es sinónimo de acción trepidante y extrema violencia. Sus páginas están plagadas de casquillos de balas, ojos desorbitados, amputación de extremidades, persecuciones en coche, explosiones y peleas de espadas. Sin duda, es llamativo que una historieta con olor a pólvora esté protagonizada (aunque en ocasiones permanezcan en segundo plano) por una pareja que se decanta por las armas blancas o los puños.

Bisley nos brinda varias splash-pages –tanto simples como dobles— y se fuerza en mostrar todos sus registros (de la caricatura esperpéntica al detallismo más acentuado). ¡Descubre las veces que pinta a Raph con cuatro dedos! Hay escenas sin desperdicio, como la caída del helicóptero o la del escudo humano que usa Johnny –con cierto parecido físico a Fu-Manchú—.

Ahora confiemos en que Norma se decida a recopilar aquellas historias cortas de Juez Dredd que salieron en Cimoc y que pronto nos sorprenda anunciando las TNMT de Corben.

4 Comments:

At 6:15 p. m., Blogger Werewolfie said...

No sé por qué, no te hacía leyéndote -y disfrutando de- un tebeo tan cazurro. Un día de estos me lo leo... ;)

 
At 7:58 p. m., Blogger Kalashnikov said...

Digamos que Bisley es una de mis debilidades ;-) Y en serio, la planificación de Eastman me parece bastante destacable.

 
At 12:06 a. m., Blogger La Perse said...

Confesión (no se lo digas a nadie, ¿eh?): tengo el álbum de F.A.K.K.2. Sí, Bisley también me mola, también... (y en mi librería estaba tirado de precio, todo hay que decirlo). ;)

 
At 5:16 p. m., Blogger Kalashnikov said...

Jejeje... El FAKK 2 es un libro de ilustraciones en plan Heavy Metal, ¿no? Si lo encuentro baratito lo pillo (y lo mismo digo sobre Slaine).

 

Publicar un comentario

<< Home